Luz Visible I Víctor Pavón



Víctor Pavón genera proyectos relacionados
con la música, las artes visuales y la literatura.



TRILOGÍA

El 25 de mayo pasado lancé en Spotify y otras plataformas el EP Luz Visible bajo el nombre de lescdo (Laboratorio Experimental de Sonido de Chetumal Dark Orchestra), inspirado en Orchestral Manoeuvres in the Dark. Este proyecto surge en 2003 (para consumo personal) con el propósito de crear ambientes sonoros que me ayudaran con mi trabajo pictórico. Desde 2016, lescdo está realizando varios lanzamientos y Luz Visible es uno de ellos. El EP forma parte de una trilogía de discos que el dj hdriver bautizó como la trilogía de la glándula pineal. El primero salió el 11 de mayo con el nombre de kplr348b, el planeta con características más similares a la Tierra. El tercer disco sale el 15 de junio bajo el título de El andamiaje de los sueños. Su sonido nos recuerda al idm (intelligent dance music), el ambient y la música electrónica de finales de los 90’s.

ESTILO

Mi estilo lo empecé a forjar a finales de los años 90 con una serie de exposiciones colectivas, participando con mis contemporáneos: Brenda López, Rebeca Huerta, Omar Said y Alonso Maza. Desde aquella época mi interés en la pintura sigue siendo el mismo que hasta el día de hoy: más que la forma, me interesan los conceptos que puedo expresar a través de ella. He realizado video, performance, teatro, pintura mural, instalación, todo esto expresando diversos conceptos: la cotidianeidad, la posmodernidad, la publicidad, el racismo, el vacío existencial y la caducidad de los contenidos derivados de la inmediatez de la información. También estuve involucrado en un proyecto llamado Deisy Loría entre 2002 y 2003, que hacía burla del clasismo entre artistas locales yucatecos.

OPORTUNIDADES

Más que retos, a lo largo de mi carrera como artista visual he encontrado oportunidades infinitas para seguir creando. Afortunadamente mi arte nunca estuvo, ni está, sujeto a las exigencias de becas, agendas, bienales y otros fondos que le dicen al artista qué hacer y qué pensar. Solo he participado en una bienal nacional y un festival cervantino a regañadientes y aún así decepcioné a mis inversionistas. He trabajado en muchas cosas, con éxito, para que mi único espacio de libertad sea mi arte.

PLATAFORMAS

Creo que la manera efectiva de vincularte con el consumidor cultural va cambiando cada 3 o 4 años (al menos en México). Ha habido blogs, Facebook, Instagram; son solo plataformas, pero me han ayudado a colaborar con otros artistas, más que vender arte. No soy un gran vendedor de arte. Estoy muy interesado en comunicarme con otros artistas, principalmente en Japón, Rusia y Reino Unido, en donde he encontrado personas más afines a mi estilo y filosofía. Ellos sí venden.

PÚBLICO

No creo que cierto tipo de arte exija un público especializado. En los últimos años, por azares de la casualidad, he trabajado de cerca con gente joven que no tiene una especialización en arte y cuando trabajan aquí en mi taller (CDMX) hacemos cosas sorprendentes juntos y también aprendo mucho de ellos. Chicos y chicas que no tienen nociones de dibujo o que desconocen a los grandes autores, ellos también conforman un público que no está especializado. Creo que lo único que se necesita es sensibilidad, pero no sé si eso se aprende o se desarrolla soltando emociones y perdiendo el miedo a la crítica. Siento que aquí les doy mucha confianza.

INFLUENCIAS

Mis influencias actuales son mis amigos, la gente que colabora en mi taller. Pero también están el cine, la literatura, la música, la danza y la filosofía. Siento que mis grandes maestros siempre serán Frank Zappa, Erasmo de Rótterdam (por aquello de la locura), Miguel de Cervantes, Les Ballets Trockadero, Ulises Carrión, Bill Hicks y Stephen Hawking.

PROCESOS

Al principio la pintura y la música (estoy hablando de inicios de los 90’s y 2000’s) eran un trabajo más de médium que de artista. Mis emociones y el torpe manejo que tenía de las mismas, me exigían crear sin freno (como hasta ahora) pero sin un orden específico. Se podría decir que en esas épocas imperaba la inspiración. Ahora con un poco más de experiencia, sé por ejemplo que para componer música específica puedo trabajar en las mañanas cuando estoy regresando de la dimensión de mis sueños, para dar un ejemplo. Ya en sesiones más largas de grabación incluso hago calentamiento como los atletas, escuchando música, rasgando la guitarra y haciendo algunas anotaciones. En pintura, desde 2002 encontré una exquisita relación con la literatura para dotar mis creaciones de mayor fuerza conceptual. Es por ello que comencé a escribir una novela en esa época (2003), la cual estoy trabajando en fechas recientes para su próxima publicación.

CRÍTICA

La crítica de arte sirve para que la gente pueda mirar a puntos dirigidos o sugeridos por el crítico o el curador, que son una suerte de gente iluminada, que entiende el arte más que nadie.

MÉDIUM

Creo que tanto estructurar un discurso propio como permitir que la obra te vaya indicando el camino son dos formas correctas de emprender el trabajo creativo. Pensar si una u otra es más importante, es una pérdida de tiempo a la hora de crear. Todavía sigo pensando que por más educados que estamos, seguimos teniendo algo de médiums.

LIBERTAD

A lo largo de todos estos años se ha conseguido bastante y el mayor logro es la libertad de exhibición de los artistas. Ya no se requiere de museos, galería o espacios específicos para apreciar buen arte.

CONTACTO

Proyecto de pintura @rauschenberg_garage (Instagram) + Víctor Pavón León (Facebook)

Proyecto de música @lescdo(Instagram) lescdo (Facebook) lescdo (Spotify) lescdo-1 (Soundcloud)



Edición de textos Christian Núñez Imágenes Cortesía del autor Todos los derechos reservados